Silvia Bladé colabora con Educa-System desde 2004 impartiendo clases particulares de apoyo para alumnos de Primaria y ESO en Barcelona. Tras estos años de trabajo “a pie de calle” y ayudando a sus alumnos a progresar, esta licenciada en Biología nos cuenta su experiencia con las clases a domicilio y su visión sobre la utilidad de las mismas.
¿Cómo conociste Educa-System?
Descubrí la sede central de Educa-System en mi ciudad, cerca de mi domicilio, y enseguida me llamó la atención el modelo de alta calidad que seguían en las clases que ofrecían. Para mí, profesora vocacional, es un lujo y una gran satisfacción poder formar parte de su equipo.
¿Por qué empezaste  a colaborar con Educa-System?
La honestidad,  la calidad, la entrega y la ilusión que  Educa-System ofrece a cada uno de sus alumnos, es lo que me motivó a formar parte de su equipo. Como profesora, cumple todas mis expectativas y no podría estar más contenta.
¿Qué ventajas encuentras en el modelo de gestión de Educa-System como profesor?
Todo son ventajas. Puedo dedicar a cada alumno en función de sus necesidades, toda la atención que se merece. Por otra parte, sus asesores pedagógicos y todo su equipo me ofrecen un apoyo y asesoramiento constantes, y todo eso se ve reflejado en la alta calidad de las clases que puedo ofrecer a mis alumnos.
¿Cómo te sientes en general  impartiendo clases a través de Educa-System?
Me siento plenamente realizada como profesora, pudiendo impartir clases de máxima calidad. Y es que al contar con el apoyo de todo el equipo de Educa-System en toda la logística puedo centrarme en hacer que el alumno alcance el éxito escolar y se sienta a gusto con las materias que ha de estudiar, que es mi ilusión y prioridad.
¿Qué ventajas crees que aporta el modelo de Educa-System a los alumnos frente al modelo tradicional de profesores particulares que buscan por sí mismos a los alumnos y gestionan solos sus clases?
El equipo de Educa-System se vuelca en cada uno de los alumnos como si fuera único y asesora de forma continua al profesor, de modo que éste pueda ofrecer la máxima calidad en cada una de las clases y ofrece seguimiento e información continua a los padres sobre el progreso de sus hijos. La atención es completa en todos los aspectos y las ventajas son infinitas en comparación con cualquier otro modelo.
¿Qué ventajas aportan las clases particulares al alumno frente al sistema clásico de clases en grupo?
Todo son ventajas. No quedan cabos sueltos en ninguna materia, todas las dudas que tiene el alumno se aclaran en el momento que surgen gracias al apoyo continuado del profesor particular.

¿Crees que las clases particulares deben tomarse sólo cuando se ha suspendido una asignatura?
Para nada. Creo que para el alumno es vital un apoyo escolar individualizado a lo largo de todo el año para alcanzar e incluso superar sus objetivos académicos.
¿Qué cuestiones crees que limitan el desarrollo de los alumnos en la enseñanza reglada?
Creo que se necesitaría una mayor dedicación horaria en asignaturas como lenguaje y comprensión lectora, porque aparte de que llegan a Secundaria cometiendo faltes de ortografía muy graves, aunque parezca increíble muchas veces los alumnos no saben extraer las ideas principales de un texto y por consiguiente, no comprenden el enunciado de un problema de matemáticas, por ejemplo. Además,  el acceso fácil a internet en cierto modo hace que se esfuercen menos en leer, redactar y resumir un texto, y muchas veces el alumnado abusa del “copiar y pegar” párrafos a la hora de presentar trabajos.

¿Qué es lo que más le cuesta en general a los alumnos?
Muchas veces los problemas parten de una mala planificación de las tareas que deben hacer en casa, por consiguiente un examen muchas veces se lo empiezan a estudiar en serio el día anterior, en vez de encontrar tiempo para todas las asignaturas durante toda la semana. En esto el apoyo y asesoramiento continuo del profesor particular es fundamental.