Lo primero que hay que decir es que si te ves obligado a estudiar en fin de semana es que probablemente no has hecho bien los deberes y lo has dejado todo para última hora, algo que desaconsejamos siempre. No obstante es cierto que puedes tener un examen el lunes y consideres la necesidad de refrescar la memoria y no abusar de tu propia confianza o de tu memoria, algo en lo que sí estamos de acuerdo contigo. Pero no olvides que el cerebro también tiene que descansar y que por lo tanto no debes forzarlo ya que a partir de cierto límite servirá de poco.
En cualquier caso te lanzamos una serie de consejos para aprovechar mejor esos últimos días antes de un examen:

  • Procura estudiar todos los días para que el último fin de semana antes de un examen sirva de repaso y refuerzo;
  • Antes de sentarte a estudiar planifica las horas que le vas a dedicar;
  • Establece  un horario razonable que te permita descansar y tener momentos de ocio ya que esto ayudará a tu cerebro a asimilar y retener mejor la información;
  • Divide lo que vas a estudiar o repasar entre las horas que le vas a dedicar y establece descansos;
  • Prioriza la mañana sobre la tarde; tu cerebro estará más activo;
  • Utiliza esquemas, resúmenes o ejercicios que ya hayas trabajado con anterioridad; si no lo has hecho procura desarrollar algunos, te ayudarán a ordenar las ideas y segmentar el contenido;
  • Por supuesto aprehende antes de aprender; es decir asimila los conocimientos, entiéndelos de verdad antes de memorizarlos ya que comprendiendo lo que estudias ya habrás retenido gran parte de la información y la recordarás mucho más tiempo;
  • Cuida tu alimentación y no la sobrecargues; tu cerebro necesitará energía pero también se bloqueará si tu cuerpo le pide demasiada energía para la digestión …
  • Busca un lugar tranquilo, sin ruidos ni aparatos electrónicos o personas que puedan distraer tu atención;
  • Organiza el lugar en el que vas a estudiar y procura tener la mesa lo más limpia y ordenada posible para evitar distracciones;

Y finalmente, no confíes en la suerte, en los estudios la suerte acompaña siempre al que estudia.
¡Es un consejo de Educa-System!